España y Rioja

Cuatro detenidos con diez kilos de marihuana en pleno centro

Personal de la Policía de Seguridad Aeroportuaria realizó un operativo en el que secuestró la droga, 70 mil pesos, cerca de 6.000 dólares, dos automóviles, quince teléfonos y gran cantidad de tarjetas de crédito y cheques.

Personal de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) realizó un operativo en pleno centro de Rosario en el que secuestraron diez kilos de marihuana y detuvieron a cuatro personas.

La droga había sido detectada días atrás con un scanner, pero decidieron esperar a que alguien llegara a buscar el paquete y así atraparlo in fraganti. Finalmente, los delincuentes se presentaron a retirar la marihuana en la sucursal del correo de España y Rioja, y cruzaron al bar de enfrente, donde fueron detenidos.

Todo comenzó el jueves, cuando personal de la PSA detectó con un scanner un bulto sospechoso enviado como encomienda. Tras realizar las pruebas correspondientes, comprobaron que se trataba de aproximadamente diez kilos de marihuana. Pero, en lugar de incautarlo, pidieron autorización al juez Carlos Vera Barros para realizar un seguimiento.

Así fue como volvieron a introducir los paquetes con droga en la caja de cartón en la que estaban originalmente y la enviaron al destino previsto, que era la sucursal de Correo Argentino de España y Rioja. Personal encubierto hizo vigilancia en el lugar durante todo el día lunes y la tarde de ayer y, pasado el mediodía, descubrieron a un hombre que se presentó en el mostrador del correo con un documento falso para retirar la encomienda.

Pero no lo detuvieron en la sucursal sino que le permitieron salir y finalmente irrumpieron a las 13 en el bar de la estación de servicio de enfrente, donde estaba junto a otro hombre y una mujer. También detuvieron a un empleado del Correo.

Allí secuestraron trece ladrillos de marihuana, que daban un peso total de 9,900 kilos, además de unos 70 mil pesos, cerca de 6.000 dólares, dos automóviles, quince teléfonos y gran cantidad de tarjetas de crédito y cheques.

Otro de los detenidos sería un hombre que trabajaba en relaciones públicas de un boliche de la costanera de Rosario.